Tratamiento eficiente del aire comprimido

El aire comprimido se genera por compresión a partir del aire ambiente y es un soporte de energía en la industria para el accionamiento de máquinas, además de un medio para numerosos procesos. Aquí encontrará múltiples ejemplos, en Aplicaciones y Soluciones industriales.

El aire ambiente consiste en una mezcla de gases (78 % nitrógeno, 21 % oxígeno y 1 % distintos gases). En circunstancias normales, el ser humano no percibe el aire ambiente. El aire es invisible, inodoro e insípido. El ser humano solo puede percibir el aire debido a la «contaminación» del aire ambiente con partículas, aerosoles, humedad y otras impurezas. Son estos componentes no deseados los que debemos eliminar o reducir considerablemente y los que hacen que el tratamiento del aire comprimido sea imprescindible.

Tratamiento de aire comprimido

El tratamiento incluye: refrigeración, filtración, secado, sistema de drenaje de condensado. Aunque el aire como medio de energía está disponible de forma prácticamente ilimitada, su calidad no es homogénea. El aire presenta diferencias en las distintas zonas climáticas debido a diferentes factores físicos (p. ej., humedad, contaminación, etc.). Hay que tener en cuenta esta circunstancia en el tratamiento del aire comprimido.

Descubrir más...

Aire comprimido libre de aceite y gérmenes

Es necesaria una protección efectiva contra la entrada de aceite en el sistema de aire comprimido y la seguridad de los procesos cuando los productos son delicados, como en el caso de los alimentos y medicamentos: hay que tener en cuenta las posibles interacciones. Hasta que no se armonizan con precisión los distintos componentes de generación, no se puede garantizar la calidad deseada para el aire comprimido. A menudo, también se subestiman las posibles fuentes de contaminación.

Descubrir más…

Aire comprimido y eficiencia energética

El aire y todos los gases tienen una propiedad importante: se pueden comprimir. Debido a esta propiedad y a su elevada disponibilidad, el aire comprimido es de gran importancia para la industria global. El aire comprimido es insustituible en muchas aplicaciones. El aire comprimido es una fuente secundaria de energía y siempre necesita energía externa, por lo que es un medio que genera muchos costes. La optimización reduce los costes de explotación mediante un tratamiento eficiente del aire comprimido, un dimensionamiento adecuado a la demanda y la monitorización de la energía.

Descubrir más…